fbpx

Adelgazar. Bajar de peso. Disfrutar.

adelgazar fácilmente

 

Adelgazar. Querer adelgazar. Bajar de peso. Verme más guapa. Sentirme a gusto con mi cuerpo, mi imagen. A menudo vemos estos deseos como algo superficial, caprichoso, con poca profundidad o importancia vital. Un antojo.

Sin embargo, un mismo objetivo aparente moviliza aspectos internos variados en cada persona. Y lo que para mí es simplemente sentirme más a gusto con la imagen que veo proyectada en el espejo, puede tener que ver con cargas emocionales de las que me quiero liberar. Para ti, bajar esos kilos que tienes en mente, puede significar vivir más ligero tu día a día y tus relaciones en general. Para otra persona, ponerse la vestimenta que le gusta y sentirse cómoda puede estar relacionado con su autoafirmación y con conseguir lo que se propone.

Recuerdo un verano, cuando estaba en formación como terapeuta gestalt, que después de un trabajo intenso con el cuerpo, al visitar la playa me di cuenta de cómo de hermosos eran cada uno de los cuerpos que veía. Todos. Además era una playa nudista, no había ropa que embelleciera, escondiera, insinuara. Tal cual. Cuerpos enteros, desnudos en la naturaleza. Y veía la hermosura de las curvas, cuerpos fibrados y no, tranquilamente paseando o tomando el sol. Un paraíso de tranquilidad y aceptación.

Cuando hablamos de aceptar el cuerpo muchos interpretamos que seamos como seamos debemos sentirnos bien. Y es una idea hermosa. Sin embargo, también puede convertirse en una cárcel, la cárcel del “tengo que resignarme”. Creo que a menudo, en estos días, nos confundimos, o hemos confundido entre aceptarnos y resignarnos.

Adelgazar, engordar, fibrar, flexibilizar…creo que atienden a deseos no únicamente estéticos. Y para cada cuál son diferentes. Por eso querer adelgazar no es sólo bajar de peso y conseguir una figura que tengo en mente previamente. Para mí es iniciar un proceso de autoconocimiento, con diversión y exploración en el que atravesar de un estado a otro. Y por eso me ilusiono al acompañar a personas que quieren adentrarse en esta aventura.

Para mí es una reconexión con el propio cuerpo, con la propia sabiduría y poder personal. Y esto es para mí de lo más mágico y poderoso que experimentamos las personas cuando nos abrimos a nuestros deseos, anhelos y aspiraciones.

Te deseo un feliz encuentro con tu sabiduría. Aloha. <3

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario