Testimonios taller BAJANDO AL CORAZÓN:

" Lo recomendaría a cualquier persona porque es una manera de conectar con nuestro nivel subconsciente a través de las emociones. Crear distancia me ayuda a mí y a los demás. GRACIAS. "Bajando al corazón" ha supuesto un antes y un después en mi relación profesional". Cristina García
"Aprendes a ser honesto contigo mismo, respetando lo que sientes y te ayuda a relacionarte o comunicarte de una forma más fácil con los demás". Elisa López
"Es un taller donde aprendes a ver a los demás a partir de verte a ti misma. Donde escuchar con el corazón es lo más importante". Irene Mariñas.
"Una buena y amable manera de entrar en el potencial emocional. En general muy positivo. ¡Un regalo!" Laura Rucio
"Con estas claves nos puede facilitar los conflictos de relación con las personas más próximas. Me he sentido muy cómoda a pesar de que no conocía a nadie." Sacramento Hernández
"Abrir la ventana para poder ver una porción de tu corazón y quedarte allí miranto el paisaje y su movimiento. Es un tiempo invertido para llegar a la felicidad". Núria Tabares
"Recomiendo este taller porque brinda recursos, porque nos hace ver que no somos diferentes". Mónica Ivulich
"Lo recomendaría porque es un espacio para encontrarte a ti mismo." Maribel Zamora
"Te llevas algo valioso." Francisca Álvarez
"Es un acceso ameno, profundo y divertido de llegar a las emociones tocando el corazón." Maren Navarro
"Buena combinación entre comprensión teórica y experiencia propia". Victoria Fernández
"Sentirás y te darás cuenta de cosas que no habías percibido antes". Imad Samadi
"Para seguir aprendiendo a veces hay que parar y volver a escuchar, como si nos enseñaran algo totalmente nuevo, dejarnos sorprender". Nuri Medina
"Es práctico, útil y muy dinámico. Aprendes sin darte cuenta". F.Xavier Amat
"Es genial para padres y profesionales que tenemos contacto con personas con diferentes capacidades. Partir del Yo para conocer el mundo". Marta Betrán
"Es muy valioso para compartir situaciones y estados de ánimo con otras personas". Alberto Balaguer